Evaluación Psicopedagógica y Psicológica en niños y adolescentes

Evaluación Psicopedagógica

evaluacion psicopedagogica y psicologica niñosMediante una Evaluación Psicopedagógica o Psicológica infantil podemos realizar una evaluación exhaustiva, para establecer un diagnóstico de un determinado trastorno o por el contrario descartar una determinada patología.

Este diagnóstico quedará reflejado en un informe clínico a partir del cual los padres podrán tomar decisiones apropiadas a su caso y circunstancias.

¿Cuándo es conveniente realizar una Evaluación Psicopedagógica?

Siempre que haya una sospecha de que el niño o adolescente presenten algún tipo de trastorno o los padres o profesores observen cualquier dificultad o problema de aprendizaje, problemas de conducta, en las relaciones o en el desarrollo evolutivo es conveniente realizar pruebas específicas para establecer el diagnóstico adecuado.

Cuando los padres o profesores observan las siguientes señales sería recomendable realizar una Evaluación Psicopedagógica o psicológica:

  • Timidez extrema, o dificultad llamativa para relacionarse con los compañeros.
  • Distracción excesiva en clase o bajo rendimiento escolar.
  • Dificultades en la lecto-escritura.
  • Problemas de conducta.
  • Agresividad.
  • Conductas sexualizadas.
  • Rechazo al colegio.

¿Para qué sirve una Evaluación psicopedagógica o psicológica en un niño?

A través de la evaluación psicopedagógica podemos establecer las causas que motivan las dificultades observadas.

Hay determinados casos que requieren de una evaluación psicológica específica y exhaustiva para poder realizar acertadamente el diagnóstico o averiguar si el niño está siendo víctima de una situación de abuso o acoso.

Los más frecuentes son los siguientes:

  • Diagnóstico del TDAH (trastorno por déficit de atención con hiperactividad).
  • Diagnóstico del TDA (trastorno por déficit de atención sin hiperactividad).
  • Diagnóstico de un trastorno generalizado del desarrollo.
  • Problemas de aprendizaje por baja capacidad intelectual.
  • Sobredotación (alumnos con altas capacidades).
  • Dislexia.
  • Abuso infantil.
  • Acoso escolar.

Es importante detectar el problema cuanto antes y realizar un diagnostico adecuado para poder establecer un plan de actuación que ayude a solventar o minimizar los problemas que el niño o el adolescente presenten.

¿Cuál es nuestro método de trabajo?

 Nuestro método consta de cinco a siete sesiones, según el caso:

1ª FASE:  RECOGIDA DE INFORMACIÓN

Entrevista con los padres

En una primera entrevista con los padres se recogen datos de filiación, de funcionamiento familiar y se valora el motivo de consulta.

La entrevista a los padres es necesaria ya que estos aportan un punto de vista diferente al del niño, y ponen énfasis en algunos síntomas distintos a los que después refiere el menor.

En algunas ocasiones el psicólogo necesita pruebas médicas adicionales para descartar causas fisiológicas o decide que el motivo de consulta no requiere realizar una evaluación psicopedagógica completa, por lo que se recomienda que a esta primera cita no acuda el niño.

Además, aprovechamos esta sesión para orientar a los padres sobre cómo plantear a su hijo por qué quieren que acuda a un psicólogo.

Entrevista con el niño

El objetivo es valorar cuál es el motivo de consulta para el niño, utilizamos técnicas adecuadas a su edad, que pueden ir desde el dibujo o el juego, a la entrevista en el caso de adolescentes.

Se valora cómo ve el niño su comportamiento en el medio escolar y familiar, por ser estos los lugares donde fundamentalmente surgen los problemas en la infancia. Se puede solicitar a los padres que pasen a la consulta para observar cómo se relacionan con su hijo.

2ª FASE: EVALUACIÓN

Esta fase puede durar de una a cuatro sesiones, dependiendo de cada caso.

En función de los síntomas detectados, aplicamos las pruebas necesarias para confirmar o descartar los diferentes diagnósticos.

Aplicamos técnicas diversas, con el objetivo de valorar características de personalidad, de inteligencia, emocionales, motivacionales, de aprendizaje… apropiadas a la edad del niño.

Con los padres completamos la información necesaria que haya quedado pendiente y contrastamos la información observada en las sesiones con el niño.

Se pueden aplicar diferentes pruebas que deban completar los padres, tanto respecto a su hijo como a la relación que mantienen en la familia.

Luego, con el niño contrastamos la información obtenida con los padres, se valoran otras pruebas más específicas, y se intenta acotar el ámbito de influencia del problema, las creencias negativas asociadas, valoramos la inteligencia emocional del niño, los recursos de los que dispone, etc.

3ª FASE: DEVOLUCIÓN

Se aporta a los padres un informe con nuestras conclusiones y recomendaciones terapéuticas. Resolvemos las dudas y explicamos toda la información aportada.

Si se estima conveniente y los padres están de acuerdo en que su hijo comience una terapia en El Prado Psicólogos, se acuerda un compromiso de trabajo conjunto, ya que es necesaria la participación activa de los padres en el proceso de recuperación de su hijo.

Psicólogas expertas en evaluaciones psicopedagógicas

Contacta con nosotros

Conócenos hoy. Pide tu primera entrevista gratuita, sin coste y sin compromiso. Rellena el siguiente formulario o llama al 91 429 9313. Te esperamos.

Nombre *

Email *

Ciudad

Teléfono

Tus datos personales están seguros con nosotros, nunca serán cedidos a terceros.

Mensaje

¿Te ha parecido éste un buen artículo? Déjanos tu valoración:
(8 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando…
El Prado Psicólogos en los medios de comunicación.